Distinguen a Arquitecto Uruguayo Carlos Ott con un Doctorado HONORIS CAUSA

DIISTINGUEN A ARQUITECTO CARLOS OTT CON UN DOCTORADO HONORIS CAUSA

El arquitecto uruguayo Carlos Ott, de importante trayectoria internacional, y que fue distinguido con un título de doctor Honoris Causa por una universidad argentina, piensa que la obligación moral de los arquitectos es buscar métodos de construcción de bajo costo y no dañar el medio ambiente.

“La obligación moral y ética del arquitecto es minimizar el impacto de la construcción en el medio ambiente. Se han hecho grandes estragos con ese tema. En cuanto al diseño y construcción de una vivienda, hay que buscar modos y métodos de reducir costos.

Hacer lo máximo con lo mínimo de elementos”, dijo el especialista.

El arquitecto formuló estas reflexiones en diálogo con periodistas, luego de recibir el título de doctor Honoris Causa en una ceremonia que tuvo lugar en el aula magna de la Universidad Argentina de la Empresa (UADE), enfundado en un toga y un sombrero de graduación.

Ott, de 67 años, se graduó en la Facultad de Arquitectura de la Universidad de Uruguay a los 23 años y gracias a una beca Fullbright emigró a los Estados Unidos.

Su carrera incluye hitos como la construcción de la Opera de la Bastilla de París; el Aeropuerto Internacional de Ushuaia Malvinas Argentinas; el National Bank de Dubai; el Aeropuerto Carlos Curbelo de Punta del Este; edificio Libertad Plaza, en Buenos Aires; la Torre de las Telecomunicaciones, en Montevideo; el Hotel Boca by Design Suites, de Buenos Aires; la Sede Pinamar de la UADE y ahora diseñó a través de su estudio, el complejo habitacional Forum Puerto del Buceo de la desarrolladora argentina TGLT, en Montevideo.

Ott tiene temple de luchador. “Todos somos luchadores” responde cuando se le hace la observación y explica que sus logros profesionales los obtuvo trabajando “día y noche”.

Considera que actualmente en el mundo no hay una sola tendencia arquitectónica sino que “hay diferentes lenguajes” surgidos por la aplicación de “nuevos materiales y métodos” facilitados por el conocimiento que proviene de la generalización del uso de la web en las últimas décadas.

Consultado sobre si los arquitectos tienen una obligación moral en su profesión, contestó que es importante minimizar el impacto sobre el medio ambiente y en relación al diseño y construcción de viviendas para las poblaciones más humildes optó por “buscar modos, métodos de bajar los costos. Hacer lo máximo con lo mínimo”, propuso.

Sobre la arquitectura argentina, recordó las grandes construcciones de principio del siglo XX y estimó que las décadas del 70 y 80 “no fueron las mejores”. Recordó que había sido convocado para diseñar una Ciudad Jurídica en la zona del puerto, que finalmente fue desechada para construir Puerto Madero.

//Terra ARG

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s